Nuevas tendencias en jardines que te inspirarán

Última actualización: 27.05.24

 

Un jardín no tiene por qué ser un espacio estático, que se mantenga igual año con año. Bastan algunas ideas para transformarlo por completo y crear el oasis deseado. Además, puede ir de acuerdo con nuestras necesidades y  estilo de vida.

 

Sin importar si se tiene un jardín pequeño, o se desea recrear un espacio apto para el entretenimiento y la relajación, existen múltiples ideas que se pueden implementar para renovar este espacio del hogar. A continuación, compartiremos cuáles son las tendencias más relevantes de este 2024 en decoración de jardines, con la finalidad de darte algunas ideas inspiradoras para poner en práctica.

 

Naturalista

Una de las tendencias que más fuerza está adquiriendo es la denominada naturalista. Su finalidad es permitirnos establecer contacto con la naturaleza al recrear espacios que parecen sacados de la fotografía de un prado silvestre. Los diseñadores de jardines opinan que estamos inmersos en un mundo demasiado virtual, en el que actividades como revisar las redes sociales constantemente o jugar en casinos en línea en España puede consumirnos. En este sentido, opinan que la introducción de elementos como senderos rústicos, que nos inviten a caminar descalzos, así como añadir vegetación silvestre es ideal para reconectarnos y cargarnos de energía.

Cabe destacar que este tipo de tendencia prescinde de conceptos como un césped que se deba mantener cortado y prefiere aprovechar las cualidades de las gramíneas para añadir verdor, con algunos toques de color provenientes de flores sencillas.

 

Oasis urbanos

Si prefieres sentir que estás inmerso en la frescura del bosque, la tendencia de oasis urbano será la clave para renovar tu jardín. Al igual que en la idea anterior, el césped no es una opción. En cambio, se eligen plantas densas que aporten una vegetación exuberante y muy generosa, que eviten identificar con facilidad cuáles son los límites del jardín. 

En cuanto a la distribución y organización de este tipo de jardín, el oasis pretende dar la sensación de que ha sido la misma naturaleza la que ha creado el espacio, por lo que puedes olvidarte de delimitar demasiado las áreas.

Para implementar esta idea se pueden combinar texturas interesantes y jugar con una poca cantidad de colores. Se invita a aprovechar el uso de enredaderas y helechos para que el verdor se pueda apreciar tanto en la parte inferior como superior del jardín, trepando por árboles o paredes, para darles mayor verdor y frescura.

 

Barreras orgánicas

En caso de que consideres que el ruido y la contaminación están afectando tu salud, te recomendamos echar un vistazo a esta tendencia. Se trata de utilizar el follaje de las plantas como una barrera natural que sea capaz de reducir el ruido ambiental. De esta forma, se consigue promover la relajación después de un día caótico.

Para crear un espacio de este tipo se suelen utilizar setos, árboles plisados y plantar vegetación perenne. Por ejemplo, una cortina de bambú puede convertirse en una verdadera barrera natural contra el ruido y su rápido crecimiento te permitirá contar con un muro verde en poco tiempo.

Si prefieres un espacio más abierto, puedes dar vida a un corredor silvestre que te permita sumergirte en la tranquilidad de un espacio lleno de biodiversidad. Cabe destacar que es muy probable que un jardín así atraiga a la fauna circundante, permitiendo que disfrutes del canto de pájaros o la visita de algunos insectos como mariposas o mariquitas.

Si decides ir más allá, puedes elegir cultivos que sean reconocidos tanto por su valor ornamental como por su el nutricional. En este sentido, visitar el jardín será una experiencia aún más enriquecedora.

Espacios aptos para alérgicos

Es una realidad que no todos son felices en un jardín que libera polen en grandes cantidades. En este marco, hay una tendencia que está tomando mayor fuerza y busca reducir las molestas alergias estacionales. De igual forma, se centra en mejorar la calidad del aire. 

Las opciones para crear un jardín así son muy diversas y en este contexto las plantas como la lavanda o la hiedra son las favoritas, ya que son reconocidas por ayudar a mejorar el sueño, además dan color y aroma al jardín.

Las suculentas de gran tamaño también pueden protagonizar jardines aptos para personas con alergias. Son fáciles de cuidar y muy resistentes, por lo que quienes las eligen no tienen que preocuparse demasiado por su mantenimiento.

 

Xerojardinería

La escasez de agua en espacios urbanos y otras zonas geográficas es una realidad que ha contribuido a que la xerojardinería cobre popularidad. Renunciar a espacios verdes no es una opción, por lo que se prescinde del uso de aspersores tradicionales y se opta por la elección de especies vegetales que requieren poca irrigación.

Existen otros factores que también le dan a la xerojardinería un sentido ecológico; y es que también reduce el uso de productos para el control de plagas y, por lo tanto, la contaminación del ambiente que nos rodea, lo que contribuye a la salud. Asimismo, reduce el uso de combustibles o energía que serían requeridos para dar mantenimiento a un jardín con césped, por mencionar un ejemplo.

Los criterios que se utilizan para elegir la vegetación en un jardín inspirado en la xerojardinería no son demasiado rígidos. De hecho, no hay por qué renunciar a los macizos de flores, ya que existen plantas de orígen mediterráneo o las que provienen de zonas semidesérticas que son capaces de florecer en condiciones de poca agua. Asimismo, existen técnicas de irrigación y sistemas muy eficaces que ayudan a sacar el mayor provecho del vital líquido. 

En cuanto a plantas, nuevamente son las suculentas y las cactáceas las protagonistas de este tipo de jardines. Sin embargo, es necesario elegir bien el sitio en el que se plantarán, para poder cubrir sus requerimientos de luz solar.

Esperamos haber contribuido con algunas ideas valiosas para tu próximo proyecto de jardinería. ¡Buena suerte!

 

Suscribir
Notificar de
guest

0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments