Si tu cortasetos tiene un buen filo, aprende a mantenerlo así

Última actualización: 28.11.22

 

Cuando se trata de podar y recortar las ramas de nuestro jardín, el cortasetos es la herramienta más utilizada; dado su uso intensivo, suele presentar más desgaste que otras máquinas de jardinería. Por esta razón, debemos prestar atención a su cuidado y mantenimiento, a fin de prolongar su vida útil.

 

El primer síntoma de que el cortasetos necesita atención es cuando sus cuchillas comienzan a presentar desgaste, ya que no cortan con la misma eficiencia de antes; razón por la cual las labores de poda que se realizaban de forma sencilla, ahora resultan más difíciles y exigen mayor esfuerzo de nuestra parte.

El cortasetos, a diferencia de otras herramientas de jardinería, necesita de mantenimiento constante si queremos que nos dure más tiempo. Por esto, es importante prestar la debida atención a la espada de corte, a fin de mantenerla no solo limpia, sino también engrasada y afilada.

Una hoja afilada favorece que la herramienta se conserve en óptimas condiciones, al tiempo que permite que las tareas de jardinería y de poda se realicen de un modo seguro, con poco esfuerzo y menos tiempo.

De igual modo, si las cuchillas se mantienen afiladas y engrasadas correctamente, el motor sufrirá menos. Lo que a la larga se traduce, en un ahorro de dinero, de tiempo y mayor vida útil para la máquina.

 

La importancia de limpiar el cortasetos

Aunque se trate de uno de los mejores cortasetos, una vez terminada la labor de poda es necesario limpiar inmediatamente las cuchillas; indistintamente que se haya usado por un breve periodo o de modo intensivo. Esto se debe a que la savia o resina de las plantas se encuentra acumulada en la hoja de corte y puede, al secarse, intervenir con el uso de la herramienta. Dado a que se trata de una sustancia pegajosa y blanda, esta bien puede retirarse con un paño fácilmente. Por el contrario, si dejas que esta materia se seque y se adhiera a las cuchillas, se podría ver comprometido el desempeño de la herramienta.

De igual manera, debes retirar todo el material como brozas, restos de hojas, astillas, etc. Así mismo, para prolongar su vida útil, es aconsejable aplicar un producto que sea capaz no solo de limpiar la espada, sino también que ofrezca una adecuada lubricación.

Afilar las cuchillas es más fácil de lo que piensas

Es fundamental antes de iniciar las labores en el jardín, revisar el estado de las cuchillas. Si estas están desafiladas, la máquina podría presentar problemas en su funcionamiento y si es el caso de que se encuentren deterioradas, la mejor opción es reemplazarlas por hojas de corte nuevas.

Para afilar el cortasetos correctamente, no hace falta desmontar la máquina. Solo necesitas considerar el tema de la seguridad y manipular la herramienta con precaución. En este sentido, es importante que la máquina se encuentre apagada, desenchufada de la toma de corriente (si se trata de un modelo eléctrico) y bloqueado su mecanismo de encendido; ya que de lo contrario podrías hacerte mucho daño con la hoja de corte.

Para proceder con el afilado de los dientes, podrás utilizar dos técnicas, una es utilizando una lima manual o la otra es usando una máquina radial; solo deberás tomar la previsión de afilar cuidadosamente cada una de las partes que componen la espada de corte. Si se trata de un modelo con dos cuchillas, deberás afilar tanto la parte superior como inferior.

Cuando se utiliza una lima para afilar un cortasetos, la tarea resulta más laboriosa, pero a la vez más económica; ya que las limas ofrecen un coste más barato. Comienza por aplicar detergente, pero no cualquiera, debe ser un producto especial para la limpieza de cortasetos y después, afilar de un modo manual; así mismo, debes tomar en cuenta el ángulo de la cuchilla y con la lima, pasarla siempre en el sentido correcto.

En el caso de utilizar un radial para el afilado de la hoja, el proceso resulta más rápido y sencillo. Solo se necesita pasar la máquina suavemente por las cuchillas, sin aplicar mucha presión y sin realizar movimientos bruscos, ya que las hojas podrían resultar averiadas. Para finalizar, limpia a todo lo largo la espada de corte y si es necesario, aplica más detergente.

Consejos de seguridad para manipular un cortasetos

Antes de utilizar por primera vez un cortasetos, indistintamente del modelo y la marca, es importante leer y poner en práctica el manual de usuario que cada fabricante incluye con la compra. En estos manuales, se suele especificar los pasos a seguir para una correcta manipulación de la herramienta.

Así mismo, por tratarse de una máquina equipada con una espada filosa, su uso y manipulación deben estar asociados con algunas medidas de seguridad, ya que un uso indebido podría ocasionar graves lesiones con resultados fatales. Por esto, es aconsejable estar alerta en todo momento mientras esté encendida y evitar el contacto con vallas metálicas o cableado eléctrico. Así mismo, lo mejor es optar por un modelo cuyo tamaño y peso seas capaz de controlar y manipular frente a una gran variedad de situaciones durante la poda.

Entre las medidas de seguridad más recomendadas por los expertos para trabajar con un cortasetos tenemos: el uso de guantes de protección, de auriculares diseñados para aislar el ruido y de gafas especializadas para proteger los ojos. Así mismo, en la medida de lo posible, es aconsejable trabajar con prendas de manga larga y evitar el uso de accesorios que pudieran engancharse con la máquina.

De igual modo, siempre que se termine de trabajar, debes poner una funda protectora sobre las cuchillas (una vez que estén limpias). Además, no debes olvidar activar el bloqueo de seguridad cuando no está en uso, a fin de evitar que se active su funcionamiento de forma accidental.

Por otro lado, con el propósito de mejorar la experiencia de uso, los fabricantes han dotado a los cortasetos con un diseño que aporta seguridad adicional al usuario. En este sentido, poseen una placa ubicada en la parte frontal que te protegerá de las ramas que salgan despedidas.

Así mismo, recuerda que el motor de estas máquinas puede llegar a calentarse en gran medida, por lo que deberás tener cuidado al tocar su carcasa, ya que podrías recibir una quemadura accidental por contacto. Además, si se trata de un modelo de gasolina, evita fumar cerca de la herramienta.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS