Helechos: cuidado, tipos y decoración

Última actualización: 28.11.22

 

El helecho no pasa de moda, pues sigue siendo utilizado tanto en el interior de los hogares, como en jardines y patios, porque es muy atractivo para decorar cualquier ambiente. Pero, para mantener esta planta en las mejores condiciones se deben conocer los tipos de helechos y los cuidados que necesitan.

 

No podemos dudar que un toque de verde natural le da vida a los espacios. Es por ello que las plantas son ese elemento decorativo que está muy presente en cualquier estilo de diseño de interiores o exteriores. Y si te gustan las plantas o quieres aprender a cuidarlas, puedes empezar por una especie muy antigua y cuyo mantenimiento no es tan difícil: Los helechos.

Los helechos son plantas perennes sin semillas ni flores, que se caracterizan por sus hojas en forma de plumas, denominadas frondas. Existen alrededor de 12 mil especies de esta planta en todo el mundo, siendo más común su crecimiento en selvas tropicales lluviosas o lugares cálidos y húmedos con abundante sombra.

Su forma de reproducción es por esporas, ya que carece de semillas y flores. Estas esporas son millones de células que crecen en el reverso de las hojas y que se dispersan con el aire.

 

Partes del helecho

En esta planta se distinguen varios elementos que la conforman, a continuación los enumeramos.

  1. Fronde o fronda: Este es el nombre que se le da a la hoja de helecho y tiene esa característica alargada y con muchas divisiones, semejante a una pluma en el helecho común.
  2. Tallo: Tiene la versatilidad de ser rastrero, crecer subterráneo o de forma recta, según las características y el tipo de especie.
  3. Soros: Son estructuras visibles en el envés de las hojas donde se producen las esporas. 
  4. Rizoma: Son los tallos subterráneos del helecho.
  5. Raquis: Es la parte céntrica del vástago, en donde crecen las frondas.
  6. Raíces: Estas brotan del rizoma y pueden observarse claramente en los helechos colgantes. Se caracterizan por ser pequeñas, superficiales y estar cubiertas de pequeñas escamas y vellosidades.

Tipos de helechos

Son muchas las especies en la familia vegetal de los helechos, pero algunos tipos son más conocidos que otros por su versatilidad y adaptación a ambientes secos o húmedos, una cualidad que les permite ser usados en exteriores e interiores. Aquí hablaremos de los más populares.

  • Helecho macho: Es una planta con frondes que alcanzan hasta 1,5 metros de longitud. Su aspecto es de color verdoso y se adapta bien en jardines, así como en macetas en el interior donde pueda tener luz indirecta y un riego moderado.
  • Helecho hembra: En la categoría de los helechos de exterior, esta especie es muy usada en lugares con sequías prolongadas, pues su resistencia es alta, siempre que se mantenga en zonas sombrías. Su crecimiento puede alcanzar 120 cm de alto por 90 cm de ancho.
  • Helecho espada: Sus frondes son largos, estrechos y con muchas subdivisiones que, por su crecimiento, se arquean para un efecto visual muy bonito y apto para ser cultivado como planta colgante. Por lo tanto, es muy usada en exteriores e interiores. Además, requiere de un cuidado sencillo. 
  • Selaginella willdenowii o helecho azul: Es una especie originaria de Asia, caracterizada por el color tornasol azulado de sus hojas, así que le dará un toque exótico a tu jardín, siendo idóneo para exteriores. Por el crecimiento de su tronco, que puede alcanzar los 8 metros de altura, puede clasificarse en la categoría de helechos gigantes.
  • Culantrillo o cabello de Venus: Es una especia con alto valor decorativo, por su tamaño pequeño, ya que mide entre 30 y 40 cm de altura. Del rizoma brota un follaje delicado con bordes delgados, y de un color verde suave, siendo calificado como helecho de interior que necesita abundante iluminación, pero sin luz solar directa. Para exteriores se recomienda colocarlo bajo sombra y en zonas húmedas, donde puede acceder la luz solar matutina, siempre que no sea muy fuerte. 

 

Cuidados del helecho

El vivero donde adquieres tus plantas es el lugar idóneo para preguntar y aprender cómo cuidar tus helechos. Pero, si has heredado uno de algún amigo o familiar con los siguientes datos básicos podrás mantenerlo verde y frondoso. 

En primer lugar debes determinar si se trata de un helecho de interior o exterior. En este sentido vas a saber qué tipo de sustrato necesita. 

Para los helechos de exterior, generalmente se recomienda mantener la tierra húmeda y colocarlos en un lugar con luz indirecta del sol. Asimismo, se recomienda fertilizar una vez al mes, manteniendo un sustrato ligero de tipo universal, sin fertilizantes abrasivos. 

En el caso de tener hojas marrones o con borde secos, es aconsejable podar la planta de inmediato, para evitar que pierda vida. 

Por otro lado, los helechos de interior necesitan conservar mayor humedad, por lo que se recomienda introducir la maceta de la planta dentro de otra maceta más grande y cubrir el espacio con musgo, regándolo regularmente, para que genere mayor humedad. De esta forma, la planta se mantendrá fuerte.

En cuanto al suelo, este debe estar siempre húmedo, pero sin exceder en la cantidad de riegos. 

Para cultivar tus helechos, se recomiendan las épocas de otoño y primavera. La preparación del sustrato debe hacerse con un poco de arena, tierra de brezo y también abono rico con ramas trituradas. Con estos elementos se obtiene un drenaje eficiente del suelo. 

Además de esta información, puedes investigar los cuidados específicos que necesita el tipo de helecho que tienes en casa, así podrás personalizar su riego, fertilización y cultivo. Ahora, te contamos algunos tips para decorar tu hogar u oficina con esta planta y conseguir un estilo bonito, manteniendo el toque natural.

 

Tips para decorar con helechos

  • Haz que tu baño luzca moderno y natural colocando un helecho sobre una repisa superior. La humedad que se concentra en esta habitación ayudará a mantenerlo bonito y siempre verde.
  • Los helechos en tarros de cristal le darán una apariencia muy elegante a tu hogar, puedes usarlos como centro de mesa y los harás destacar con un sustrato bien oscuro para que contraste con el verdor de las frondas.
  • Dale vida a los rincones de tu casa o a las zonas más altas con un helecho colgante. Puedes usar las macetas de macramé y crear un diseño interesante con macetas y helechos de varios tamaños, colocándolos cerca de una ventana 

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS